domingo, 6 de mayo de 2007

Ego-log


Comentan algunos que muchos, si no todos, los fotologs son en alguna medida egologs. Aunque yo siempre he apostado por el blog y el texto frente al fotolog y la imagen, no quiero renunciar a la posibilidad que me ofrece este medio de hacer apología de mi propia imagen. El objetivo: conocerme un poco mejor al tiempo que os descubro una nueva dimensión de mi personalidad. Y revisando los álbumes familiares para encontrar imágenes que compartir he descubierto dos etapas en mi infancia. Una primera a lo largo de la cual fui un niño básicamente feliz, y una segunda en la que comienzan a aflorar conflictos e inseguridades. La más afortunada es la que pretendo presentaros en esta ocasión.


Este niño adorable de un año con osito y cochecito, todavía rey de la casa pues mi hermana aún no había nacido, soy yo. Hay imágenes de la infancia con las que uno se identifica más que otras. La verdad en que yo con esta no me indentifico demasiado, pero representa bien el concepto de foto de estudio donde prima más el cliché que el individuo, y que a fin de cuentas se refleja más una época que una vida. Dedicada a Carlitos Sublime, dime ahora si no nos parecemos (eso sí, yo un poco más rubia platino...).



La segunda foto es más espontánea aunque no muy posterior. Me encanta imaginarme a mí a esa edad cabalgando a lomos de un perrito de peluche con lacito... Y me choca también la melenorra y esa indumentaria de manga larga y pantaloncito corto (en este caso con estampado de anclas).


Esta foto no necesita comentario. Pero por si acaso, os explico. Es Carnaval, mi madre me ha disfrazado de ¡Cantinflas! y poso con mi prima que va vestida de asturiana... lo mejor, la carita de pena de los dos y de nuevo mi melenorra... ay...






















Estas dos son de la misma época, debía tener 5 ó 6 años, y me encanta el momento setentero que refleja la indumentaria y el papel pintado del fondo. En la primera, otra vez el pantaloncito corto. En la segunda, en pijama en mi cuarto posando delante de mis pósters de Heidi y Pedro...

“Aquellos maravillosos años”, donde no existían los miedos, los complejos, donde todo era descubrimiento y espontaneidad... cuánto esfuerzo de trabajo para volver a ser uno como fue entonces...

Etiquetas:

11 comentarios:

A las lunes, mayo 07, 2007 2:56:00 a. m. , Blogger Mart-ini ha dicho...

Creo que es casi imposible poder volver a comportarse o a sentir (extrapolándo al presente, claro) las mismas sensaciones...

Pero en fin...

Me has dado una idea!!!
;)

 
A las lunes, mayo 07, 2007 7:23:00 p. m. , Blogger NaT ha dicho...

JAJAJAJAJA
VIVA EL EGOBLOG!!!!
pero que monísimo.
En la primera estás para comerte (yo porqué no tendré fotos así)
y en la última estás igual; de cara al menos que los rizos... ya nunca serán iguales. Como los sentimientos, las sensaciones, los olores... esos qeu a veces en una fracción de segundo nos devuelven al pasado.

Me ha encantado este post y miedo me dan las ideas de Mart-ini... mucho miedo.

Besos de esos carrillos infantiles

 
A las lunes, mayo 07, 2007 9:52:00 p. m. , Blogger Mugalari ha dicho...

jajaja!!! pero de donde has sacado esas melenas!!!! como eramos y en lo que nos hemos quedado, desde luego. Aunque teniendo en cuenta que a mi tipo no son precisamente las nenas, ya sabes, ahora esta muuuuucho mejor, jajajaja.
Por cierto, el osito rosa era tuyo? Y el caniche? Ya apuntabas maneras desde pequeñito, jajajaja

 
A las martes, mayo 08, 2007 1:27:00 a. m. , Blogger Senses & Nonsenses ha dicho...

son tan egocentricos los blogs como los fotologs, pero además estos últimos son tope exhibicionistas.

me ha encantado el análisis de la primera foto, de la segunda sólo puedo decir que tengo una parecida pero con el peluche en marrón/negro, de la tercera aún me estoy riendo (la cara de tu prima es un poema), y en la última es en la que estás más guapo, muy tierno, adorable...
estoy casi seguro que básicamente eres el mismo de entonces...

un abrazo.

 
A las martes, mayo 08, 2007 1:01:00 p. m. , Blogger luigi ha dicho...

Y es que está claro que la infancia es de lo mejorcito. Aunque hay cosas que uno en la infancia no podia hacer... mmmm... bueno, solo algunas... algun dia os contaré... jajaja.
Me encantan los posters de Heidi y Pedro... Y el papel pintado que ahora venden en una tienda del Mercado de Fuencarral... jejeje. Me encantaaaaaa... Un beso!

 
A las miércoles, mayo 09, 2007 1:49:00 a. m. , Blogger Antinoo Libre ha dicho...

Mart-ini: no podemos volver a sertir lo que sentimos de niños pero sí sentir como niños... Yo intento cada día despertar al niño, porque vivir todo el tiempo como un adulto es verdaderamente aburrido...
¿Qué idea? Cuéntanos!

Nat, Mugalari: Ya veis, he conseguido sorprenderos! ;) Sí, los rizos quedaron atrás, pero igual algún día os enseño otra de la etapa universitaria con melena hippie...
Un besazo Nat y gracias por tus piropos!
Mugalari, me alegra saber que ahora soy más tu tipo...;)

Senses: Ya ves, a mí también me ha salido el lado exhibicionista... Gracias por tus palabras... bueno, en algunas cosas supongo que habré mejorado... pero sí, el niño sigue ahí;)

Luigi: Cuéntanos!!!!! No quiero pensar mal...
Besos a todos!

 
A las miércoles, mayo 09, 2007 11:28:00 a. m. , Blogger luigi ha dicho...

Piensa mal y acertarás...

 
A las miércoles, mayo 09, 2007 9:52:00 p. m. , Blogger Carlitos Sublime ha dicho...

Es curioso ver cómo expresiones, gestos y modos de actuar constituyen un sello que llevamos impreso desde pequeños. Me explico: de la primera a la última foto que cuelgas, descubro rasgos propios del Antinoo con treinta y tantos años. Sorprendente. Por cierto, ya te lo dije: es verdad que nos parecemos mucho (aunque yo soy el gemelo guapo, jajaja).

Besos, hermanito.

Carlitos

 
A las jueves, mayo 10, 2007 12:08:00 a. m. , Anonymous Enis del mar ha dicho...

The way we were.
Me has hecho recordar...

 
A las jueves, mayo 10, 2007 5:31:00 p. m. , Blogger Pipistrellina ha dicho...

Pero qué lindísimo!!!

Te sigues pareciendo!!

 
A las jueves, mayo 10, 2007 10:01:00 p. m. , Blogger Antinoo Libre ha dicho...

Luigi: Espero ansioso ese post...

Carlitos: La verdad es que está difícil dilucidar cuál de los dos es el gemelo más guapo... ;) Me alegro de que veas algo en mí de ese niño...

Maricammen: Espero no haberte puesto demasiado nostálgica...


Pipistrellina: Gracias, aunque algo he cambiado... besos!

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal

Locations of visitors to this page